miércoles, 30 de diciembre de 2009

MI CIUDAD FAVORITA

No... No voy a decir aquí cuál es, porque la verdad es que ya ni lo sé desde que ha cambiado tanto la que solía ser... Y la que lo es platónicamente, ni siquiera la conozco.

Esto viene a cuento de otra cosa. Revisitando Cita en St. Louis con mi hija, me fijé en este diálogo tan curioso:

" Mi ciudad favorita. ¿A que he tenido suerte de nacer en mi ciudad favorita?"

Pues bien, esa frase, que estoy seguro de que más de uno compartirá en espíritu, los guionistas se la adjudican a una niña de cinco años. Da qué pensar, ¿no?

Por cierto... el personaje de la niña, Tootie, interpretada por Margaret O' Brien, tiene diálogos incluso más curiosos e igual de divertidos a lo largo de la película.

8 comentarios:

ANRO dijo...

Tu duda "ciudadana" es más que peliaguda. Me has despertado la curiosidad. ¿Cuál puede ser esa ciudad platónica ideal o cuál es la que era tu preferida y ha cambiado tanto?....En fin querido amigo. Eso mismo nos preguntamos muchos otros, pero yo soy muy práctico en ese sentido. Por suerte o por desgracia he vivido en varias ciudades a las que he amado. A todas ellas traté de acoplarme por aquello del refrán: "Allí donde te dan pan esa es tu tierra". Nací en una ciudad andaluza a la que no voy a volver, eso seguro, y vivo en un pueblito canario donde estoy gozando de lo lindo. Así pues vivo en mi lugar preferido.

En cuanto a la peli. "Cita en St Louis" es una delicia de cinta, aunque me temo que no para el gusto de muchos espectadores actuales. Judy Garland hace un interpretación preciosa.
Feliz entrada de año amigo y que sigamos leyéndonos a lo largo de él.
Un abrazote.

Nemo Nadir dijo...

Siempre me ha tocado las narices el típico que suelta con la boca llena: "Mi pueblo es el más bonito del mundo!" ¿Pero cuántos conoces, tontolculo?

David dijo...

Anro, para sacarte de dudas: La que ha cambiado mucho era Siberia-Gasteiz. Y el amor platónico es una que tú ya conoces (pero no me desengañes): Thomas M. Disch: "Sabía que Manhattan era el lugar al que pertenecía. Decenas de películas me lo había dicho, y yo las creí". Y siempre es por suerte. Yo suelo detestar los pocos sitios en los que he vivido, con una excepción. Me pasa ahora, con la ciudad en la que vivo, y eso que ha ha mejorado muchísimo en estos años... Pero sigue sin gustarme...

Nemo: Sí. El post pretendía reflejar esa situación, que creo que pasa a bastante a menudo, y no con la gente de pueblo, sino con los de ciudad y país, que es casi más grave.

edu dijo...

Me sorprendes con lo del cambio de tu ciudad de adopción...Es más, mi visión, también alejada, es que precisamnete no ha cambiado nada. Los que hemos cambiado somos nosotros...

David dijo...

Ha crecido mucho. La han estirado por los dos lados. La "frontera" solían ser las torres donde yo vivía, y ahora eso es casi la parte del centro. Y no sé... lo de las escaleras mecánicas en el Casco, lo de quitar las jardineras de la Virgen Blanca (que sí, que ya sé que molestaban en fiestas, pero me da igual).De todas formas tal vez tengas razón en lo de que hemos cambiado nosotros (tú menos, que yo te suelo ver igual que siempre, te lo juro).

Anónimo dijo...

En cambio yo siempre digo que mi pueblo es el más feo de la península Ibérica

edu dijo...

Entonces, amigo anónimo, seguro que merece la pena...

edu dijo...

Hombre David, eso no son cambios, son "retoques y añadidos". Vitoria sigue siendo una pequeña gran capital de provincias...
Cambio de verdad el que ha vivido tu actual residencia, que ha pasado de ser una fea y gris masa industrial a una elegante y refinada villa servicial. Me gustaba más antes.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...