viernes, 8 de marzo de 2013

JOHN HEARTFIELD: RETRATANDO EL FASCISMO

En el muy improbable caso de que alguien me preguntara quién es mi artista favorito haciendo fotomontajes, lo más seguro es que respondería que Josep Renau.  Pero antes que él, y como claro antecedente y maestro,  ya estaba John Heartfield.  Os dejo con un texto de su hermano recordando al artista.

Los fotomontajes de John Heartfield sobre historia comtemporánea.
Por Wieland Herzfelde


John Heartfield
La producción de Heartfield se inició en 1917. Todo cuanto había creado con anterioridad, a partir de 1908 - dibujos, acuarelas y óleos en Wiesbaden; carteles, diseños para estampación textil y otros diseños decorativos o tipográficos en Munich, Mannheim y Berlín -, lo había firmado, caso de hacerlo, con su nombre civil de Helmut Herzfeld.

El encuentro en Berlín con Georg Gross, dos años más joven que él, le indujo a destruir toda la obra que había realizado hasta entonces. Ésta era de naturaleza académica tradicional y no expresaba en absoluto esa cólera que sentía contra la burguesía, contra los militares y -desde el estallido de la guerra del 14 - contra todo el Estado autoritario alemán. Su obra anterior no resistía la comparación con los caústicos cuadros y dibujos de su nuevo amigo, la propagación de cuyo arte convirtió espontánea y apasionadamente en misión suya. La realización de esta empresa de trascendencia histórico-artística le fue posible gracias a la revista Neue Jugend (Nueva Juventud) (1916-1917) y a la editorial Malik (1917-1938).


Ilustración de George Grosz
La amistad era mutua. En 1916 ambos artistas anglizaron sus respectivos nombres. Gross  transformó el Georg alemán en el George inglés,  y a partir de entonces escribió su apellido con sz (en lugar de ss), de forma que sonara con la brevedad del inglés boss. Helmut, por su parte, adoptó el nombre de John y tradujo el apellido Herzfeld por el equivalente inglés Heartfield. Con ello protestaba contra la fórmula de salutación implantada por los pangermanistas: "¡Dios castigue a Inglaterra!" - "¡Que la castigue!"

En 1928, Grosz escribió en Blättern der Piscator -Bühne (Boletín del Teatro Piscator) "Cuando a las cinco de la mañana de un día de mayo de 1916 John Heartfield y yo inventamos el fotomontaje en mi estudio del extremo sur de Berlín, ninguno de nosotros sospechaba todavía las enormes posibilidades ni el espinoso, pero feliz camino que luego habría de emprender dicho descubrimiento". En nuestra opinión, sin embargo, Grosz hubiera hecho mejor en utilizar el término "fotocollage". Posiblemente, la primera muestra del fotomontaje lo constituya la portada de la revista Jedermann sein eigner Fussball (Cada cual su propio balón de fútbol), cuya primera y única edición apareció el 15 de diciembre de 1919, si bien en aquella época todavía no existía el concepto de fotomontaje.



Entre 1916 y 1920, por el contrario, fueron creados numerosos fotocollages firmados con el sello de goma "Grosz-Hearfieldmont". La sílaba mont., en lugar de pinx, significaba "montado", aunque no hacía referencia a la técnica empleada, sino a John, a quien Grosz y otros amigos llamaban montador, debido a que solía ir vestido con un mono azul de mecánico. Para llevar el enredo conceptual al máximo, en su calidad de dadaístas berlineses los dos amigos presentaron en 1920 a la "Primera (y única) Feria Internacional Dada" los números del semanario Neue Jugend correspondientes a los meses de mayo y junio de 1917. Sin embargo, en 1917 no se podía hablar de dadaísmo en Berlín. Y al igual que las tres carpetas con obras de Grosz, en la citada feria estaban expuestas muchas cosas que por este hecho eran consideradas productos dadaístas, sin serlo realmente. El dadaísmo era una especie de cabaret, donde aparecían diversas personas cuyas intenciones, opiniones y talentos poco tenían en común. Lo que nosotros llamábamos "movimiento" dada, no era tal; todo sucedía de forma espontánea y sin imposiciones, sin que existiera una organización con oficinas, actas, fichero y demás requisitos.

     El grafista y tipógrafo Heartfield nunca quedó completamente anulado por el fotomontador. Así, entre 1920 y 1923 era director de decorados de los teatros Reinhardt, y ocasionalmente colaboraba en películas. Por desgracia, sin embargo, son pocas las pruebas que se conservan de sus trabajos para las actividades del Partido, para el movimiento de teatro proletario de aquellos días, y para los decorados del teatro Piscator. Entre sus colaboradores contaba con fotógrafos, puesto que comprensiblemente muchas fotos no podían encontrarse en los archivos, y por tanto, habían de ser hechas exprofeso.

Cuando comenzó a realizar sobrecubiertas para las editoriales Malik y Gustav Kiepenheuer, empleando para ello fotografías, no lo hizo en calidad de dadaísta. Y tampoco era su intención realizar fotomontajes. Quiso ofrecer sencillamente una imagen del autor o del tema del libro, que resultara comprensible para todo el mundo. Ello le llevó a combinar diferentes fotos y, por último, a utilizar esa técnica sólo por él dominada, que luego se denominaría fotomontaje. Un paso decisivo para que este nuevo y sorprendente arte quedara desligado del grafismo de revistas y libros, en favor de un testimonio más patente de los acontecimientos políticos de actualidad, lo constituyó el Fotomontaje sobre historia contemporánea. El primer trabajo de este tipo realizado por Heartfield lleva la inscripción: Al cabo de diez años: Padres e hijos 1924. Esta lámina fue expuesta el 4 de agosto de 1924 en un escaparate de la librería Malik, en conmemoración del estallido de la guerra el 4 de agosto de 1914. Se trataba de una advertencia ante la amenaza que constituían aquellas renacientes fuerzas que preparaban una guerra revanchista.


Al cabo de diez años. Padres e hijos 1924.

El comportamiento político de Heartfield no era casual. Desde que el 1º de mayo de 1916 Karl Liebknecht (Fundador del Partido Comunista alemán junto a Rosa de Luxemburgo) hiciera en Berlín un llamamiento público en favor de la lucha contra la guerra, los artistas inconformistas  por lo general jóvenes, le rendían entusiasta admiración. La gran revolución rusa de 1917 fue para nosotros un acontecimiento que necesariamente tenía que producirse, incluso en Alemania.  Los bolcheviques -era la primera vez que oíamos hablar de ellos- luchaban, cosa que todos veíamos claramente, la batalla de todos los seres humanos que merecían el nombre de tales. Si bien no conocíamos más detalles, de inmediato nos autodenominamos bolcheviques y en la nochevieja de 1918 ingresamos en el Partido Comunista fundado el día anterior. Para nosotros, ello significaba que nuestra profesión - que desde hacía tiempo entendíamos ya como obligación a la resistencia contra el autoritarismo- la debíamos ejercer de tal forma que fuéramos de utilidad al Partido y a la revolución mundial. Pero lamentablemente la joven República volvió a caer muy pronto en manos de los antiguos poderes.



Revista AIZ. "El sentido del saludo hitleriano"
Fotomontaje de John Heartfield 
 Sólo en 1927, cuando la Arbeiter-Illustrierte-Zeitung (A-I-Z; Periódico Ilustrado Obrero) se imprimía por el sistema de huecograbado en cobre, John Heartfield encontró por fin el medio ideal para la difusión masiva de sus fotomontajes políticos. Con regularidad casi total a lo largo de ocho años,  y a partir de mayo de 1933 en el exilio de Praga, creó para este gran semanario revolucionario más de 200 obras destinadas al uso inmediato del día (a semejanza de las poesías de Mayakovski y Weinert). No fue hasta finales de los años cincuenta cuando dichas obras despertaron por fin a nueva vida en la República Democrática Alemana, porque muchos de los fotomontajes tenían entonces(y todavía guardan hoy) la misma o mayor fuerza expresiva que en la época de su creación. Durante casi dos décadas el nombre de Heartfield había permanecido semiolvidado.  Durante su exilio en Londres, de 1938 a 1950, tuvo muy pocas posibilidades de exteriorizarse como artista agitador. Y regresado a la República Democrática Alemana, se había obligado durante muchos años  a realizar trabajos para editoriales y teatros. Pero a partir de 1957, con su ingreso en la Academia Alemana de  las Artes - que le facilitó  una exposición representativa de toda su obra - cobró fama como clásico de un arte moderno, incluso más allá de las fronteras de su propio país.  Todavía en la última década de su vida prosiguió a través de sus carteles la lucha por las viejas, pero todavía nuevas metas.


Goering, el verdugo del Tercer Reich.
Fotomontaje de John Heartfield
En el otoño de 1967 Heartfield asistió a la inauguración de la exposición de su obra - la última en vida - en el Moderna Museet de Estocolmo. He aquí el texto que en aquel entonces escribiera para el catálogo:   

                Berlín, 9 de junio de 1967

"Acerca de mi trabajo. 
"Puesto que vivimos en la era atómica, una tercera guerra mundial significaría una catástrofe para la humanidad entera, de al que en modo alguno podemos hacernos una idea suficientemente clara. El 13 de octubre de 1937, antes de estallar la Segunda Guerra Mundial, realicé un fotomontaje con el título de Advertencia, y en el que los espectadores de un cine contemplaban las escenas de terror causadas por un ataque aéreo japonés contra la Manchuria del lejano Oriente. El subtítulo del montaje rezaba: "¡Hoy todavía veis en el cine la guerra en otros países, pero sabed: si no os defendéis unidos, mañana también os asesinará a vosotros!" 



"Advertencia" por John Heartfield 

La actual guerra de exterminio contra el heroico pueblo vietnamita en lucha por su supervivencia me llevó a alterar la primera línea de tal forma, que ahora reza: " Hoy todavía veis en el cine la guerra en el lejano Vietnam". ¡ Pero resulta que ahora la guerra ya asola el cercano Oriente! Poco antes, en Grecia todo movimiento político democrático había sido ahogado por el putsch monarcofascista. ¡Las llamas ya crepitan ante nuestras propias puertas!
" Ahora es el momento de que en todos los países las personas amantes de la paz colaboren todavía más estrechamente y movilicen todas las fuerzas necesarias para el fortalecimiento y la salvaguardia de la paz mundial, en el momento en el que unos gobernantes belicistas buscan de nuevo la guerra. Y así como la Guerra Civil de España fue utilizada por los fascistas como campo de pruebas para la Segunda Guerra Mundial, las actuales confrontaciones bélicas están amenazando la paz mundial. Picasso apoyó con su famoso cuadro de Guernica a los heroicos combatientes antifascistas de España. Con ello siguió los pasos de su antecesor Goya en la lucha contra la guerra. También creó esa maravillosa litografía de la mundialmente conocida paloma de la paz, volando en plena libertad. Para que esta paloma no sea ensartada por una bayoneta (como expongo en uno de mis montajes), todas las personas amantes de la paz, cualquiera que sea su credo político, deben unirse estrechamente en la lucha por el mantenimiento de la paz.

" Mi hermano Wieland Herzfelde, mi constante ayudante y eterno compañero en la lucha contra la explotación y la guerra, escribió un poema titulado "Los soldados de la paz" , que comienza así:



Somos los soldados de la paz, 
de ninguna raza ni nación
somos enemigos

Y que concluye:  
Pueblos: que vuestros hijos
no hayan de vivir la guerra.
Que el evitarla,
constituya nuestra victoria.

"Desde nuestra más temprana juventud, mi hermano y yo hemos dedicado todo nuestro trabajo artístico a esta gran victoria."

Estas líneas, que se convirtieron en sus palabras de despedida, todavía guardan validez para nosotros, que vivimos hoy, así como para las generaciones venideras.


* Extraído de John Heartfield Guerra en la paz. Fotomontajes sobre el período 1930-1938.  Editorial Gustavo Gili, 1976. Versión castellana de Michael Faber -Kaiser. Libro con una portada que no utilizaba ninguna imagen de Heartfield.


Y para terminar,  algunos fotomontajes de este artista.



Adolf , el superhombre. Traga oro y escupe basura.

"Tal como en la Edad Media....        ... así en el Tercer Reich" 




Madrid 1936. ¡No pasaran! ¡Pasaremos!

La vieja consigna en el Nuevo Reich: "Sangre y hierro".


¡Urge el rearme!  Y el diálogo entre los esqueletos dice:  - "Sí, sí, vendrá el día en que también se
agoten los beneficios sacados de nuestros huesos".  - "No temas, ya  están previstas las nuevas
hornadas"


Bellotas Alemanas 1933

AÑADIDO: En este  enlace tenéis más información y ejemplos de la obra de Heartfield.

12 comentarios:

Redacción dijo...

Magnífica entrada, David, un saludo.

David dijo...

-Redacción: Gracias, Luis. Me alegro de que te haya gustado.
Un saludo.

V dijo...

Muy interesante todo. Es un tema apasionante. Desde muchos ámbitos se lanzaron advertencias,pero no sirvió de nada. Ese periodo, desde el ocaso de la república de Weimar y el auge imparable del nacional socialismo es tanto o más apasionante histórica e ideológicamente que la propia propia confrontación bélica.Los fotomontajes tienen su miga, no cabe duda. Saludos.

miquel zueras dijo...

Me gusta mucho el trabajo de Hartfield que influyó mucho en Josep Renau, otro gran cartelista. Tiene un fotomontaje impresionante donde se ve a Hitler con cuerpo de simio sentado sobre un globo terráqueo. El cartel de la Guerra Civil es formidable. Saludos. Borgo.

David dijo...

-V: A veces las advertencias en este tipo de cosas...como ahora...supongo que habría advertencias contra lo que se nos venía encima...pero me da que se tienen en cuenta cuando ha pasado ya todo. Y sí, el período de "Cabaret" es muy interesante...
Saludos.

-Miquel: A mí me gusta un poco más Renau que Heartfield.
Saludos.

fiorella dijo...

Que bueno tu post. No conocía nada de este hombre. Una ve carteles de otras épocas, tapas de viejas revistas, que quizas dicen mucho más que las palabras, pero nunca me detuve en los creadores. Un beso

David dijo...

-fiorella: Me alegro de que te haya gustado. Tienes razón en lo de que muchas veces no pensamos en los autores que había detrás de esos viejos carteles o portadas de revistas...

Un abrazo.

abril en paris dijo...

¡Menuda entrada nos dejas! Es interesante por el fondo y por la forma ( los carteles)¡tremendos!
Me quedo con eso que dices.."se veia venir y nadie lo vió hasta que hubo pasado " Da que pensar. Cuando estaba ocurriendo, aparte de ocultarlo ni siquiera querian creer que estaba pasando.. todo el mundo volvió la cabeza para otro lado.
Es más, aún hay gente por ahí que dice que todo es una farsa, que el holocausto nunca existió, como lo del alunizaje del Apolo..:-(
Estoy dandole vueltas a éste tema después de ver Berlin Occidente.

Pregunta retórica : ¿crees que éstos carteles tienen el objetivo de denunciar, advertir del "peligro" que se venia encima o de mostrar la capacidad artistica de sus autores como resistencia a la autoridad ?..por desgracia ¿nadie se enteró de qué iban?..no sé..a ver si no lo he entendido bien..

Saluditos

P.d. He visto otra entrada en mi blog que no aparece..umm..

2P.D. Tienes algunas palabras "bailando en el texto"(supongo que son las del libro) ;-P

David dijo...

-abril: ¿No habías visto carteles de Heartfield?
El período ese en el que la barbarie va ascendiendo y todo el mundo mira para otro lado...jo!
Como es retórica...no te respondo (al menos, por aquí)
Saludito ;-)

PD: Si quieres enseñarle a esas palabras cómo se baila adecuadamente, acepto encantado tu ayuda ;-)

Mr. Lombreeze dijo...

Mi fotomontajista "favorito" (aunque no soy experto en el tema, ni mucho menos) es Gustavs Klucis, ejecutado por Stalin, by the way, pese a ser uno de sus más célebres propagandistas.
Pero vamos, que el trabajo de Heartfield me parece buenísimo. La manita de Hitler trincanco la pasta... pfff, qué grande, no tiene precio!. Y pone el punto de mira en un aspecto importantísimo que siempre se olvida cuando se repasan los fascismos, los totalitarismos y las guerras: ¡¡¡ no funcionan sin dinero !!!. Y el dinero tiene que salir de algún lado. ¿Qué hubiera sido del golpe militar de Franco sin Juan March?. Las denuncias de este señor fueron valientes y acertadísimas. Estos tipos son, para mí, los grandes artistas de verdad, los que crean comprometiéndose con su tiempo.
Me encanta también su famosísimo fotomontaje del "No pasarán".

David dijo...

-Mr.Lombreeze: Ahí te he visto con lo de "favorito" (jaja). Venga, cuando vaya por tu casa, saldré con "el mejor" cuando toque.
Pues no conocía a Gustavs Klucis... Bueno, veo que sí conocía algunos fotomontajes suyos, pero no me había quedado ni con su nombre ni con su historia. Yo de fotomontajes tampoco soy experto, ¿eh?
Respecto a lo que dices de Heartfield...Valiente, sin duda. Que este tipo se jugaba la vida con sus fotomontajes y hay que tener valor para plantar cara como lo hizo al régimen nazi dentro de la misma Alemania (menos mal que no lo pillaron). Según leo en la wikipedia, las SS entraron en su apartamento y Heartfield escapó por los pelos...Y luego sigue con su lucha en Checoslovaquia... para que luego, cuando tenga que huir a Inglaterra le toque esto:
"A pesar de haber realizado una considerable obra en contra del nazismo, al estallar la II Guerra mundial, John Heartfield fue internado en 1940 en Lutton, Huyton y York, los campos ingleses para los residentes de origen alemán que son considerados como enemigos, aunque en 1941, el año que cumplió 50 años, fue homenajeado por la Liga de la Cultura, mostrando sus fotomontajes y cubiertas de libro en una exposición celebrada en Londres."

La página de donde lo he sacado: http://www.cylcultural.org/galeria/john_heartfield.html

¿Cómo narices se les ocurre considerar prisionero a alguien que ha luchado así contra Hitler y el nazismo? Ni aunque fuera un día por errores burocráticos... En fin...las paradojas de la vida.

Pasa buen fin de semana.

Lughnasad dijo...

Me ha encantado la entrada.
El trabajo de los cartelistas de aquella época era magnífico artísticamnete y magnífico en la defensa de unos ideales y de unos principios.
A Renau lo conocía pero a este, no, y tiene alguno realmente bueno.

Aunque no sé si serían muy efectivos, me imagino que servirían para reafirmar a los ya advertidos, pero no sé si convencerían a los reacios. Aunque la misión del artista comprometido tiene que ser esa, es evidente y me imagino que sería como el grano que hace granero. Bueno creo que me estoy liando, no sé si me se entiende.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...