jueves, 25 de marzo de 2010

¿CON QUÉ TE QUEDAS? o "¡El inmortal es la leche!".

En El sueño eterno, Marcos acaba de hacer una entrada sobre Farenheit 451, película que acabo de ver hace poco, pero que recordaba haber visto de niño y de la que algunas de sus imágenes se me quedaron más o menos "grabadas" desde entonces. Entre alguna de ellas, como la de la mujer ardiendo con los libros, una muy curiosa de un hombre abrazándose a si mismo en un parque. Supongo que me sorprendió ver que no tenía a nadie a quien abrazar.

Lo que me ha llevado a pensar en las cosas con las que nos quedamos de crío cuando vemos una película. Por ejemplo, tengo pendiente de espera en el ordenador la de Yakuza dirigida por Sidney Pollack... pero el recuerdo con el que me quedé de crío (aparte de disfrutar una estupenda película de acción) es el de que los personajes se pasaban la película cortándose dedos y el de una escena en la que un joven con la cabeza tatuada con una araña se quitaba el sombrero para evitar que lo mataran.

Si vuelvo a otra película de Truffaut, La sirena del Mississippi, lo que más recuerdo es la escena en la que Jean Paul Belmondo va desabrochando el abrigo de Catherine Deneuve.

Si pienso en la primera vez que vi Teléfono Rojo de Kubrick, lo que recordaba de ella era la imagen final del vaquero sobre la bomba... y poco más.

De crío, lo que más impresionó de Dos cabalgan juntos fue la escena de la caja de música y el linchamiento. Sigo pensando que es de lo mejor de la película, más que esa escena del río que todo el mundo comenta.

Hay películas que tal vez te impactan porque las ves a una edad temprana. No he vuelto a ver El volar es para los pájaros de Altman, pero me parece que es lo que debió pasarme. Recuerdo toda aquella historia, la comparación de hombres y pájaros en un estilo documental, la cagada de pájaro que caía sobre los que iban a morir (aquí igual me falla la memoria) y ese final tan extraño con circo incluido. No sé si me apetece volver a ver esta película, pero en aquel momento me pareció llamativa por lo extraña que era, desde luego.

¿Qué decir de Los 5000 dedos del Dr. T? De esta película (que tengo pero no he vuelto a ver) recuerdo imágenes sueltas que me sorprendieron muchísimo de niño. Esa sí que fue una película extraña.

O la de Naves Misteriosas de Douglas Trumbull, con Bruce Dern yendo por la nave en su silla motorizada y la imagen de esos árboles bajo la cúpula en el espacio.

Hay tantas películas que más allá de su historia y de lo bien o mal que pudieran estar me dejaron una serie de sensaciones con las que me he quedado hasta hoy. Supongo que a todo el mundo le pasará parecido...

AÑADIDO: La lista de películas de cine que me marcaron puede ser muy larga, pero la de imágenes realizadas especialmente para televisión (telefilmes o series) le sigue muy de cerca.

Podría mencionar el clásico de La cabina de Mercero (con guión de Garci), y el miedo que me provocó su visionado siendo crío, pero voy a hablaros de otra cosa. De una serie que no he vuelto a ver y de la que ignoré durante muchos años el título hasta que encontré a mi compañera.

Debía estar enfermo de varicela, sarampión, o de lo que fuera... Así que me quedé en casa. En casa y enfermo... La tele, claro.
Y emiten entonces una serie de la que recuerdo solamente cómo un coche rompe una valla y un hombre con la camisa llena de sangre porque le han disparado, entra en unos grandes almacenes y comienza a beber leche para recuperarse. Sí, ya sé. No era sólo leche lo que tomaba el hombre. Pero a mí eso fue lo que se me quedó grabado de crío.
Algunos ya sabréis que hablo de El inmortal...

El caso es que como vi esos episodios cuando no me correspondía, ya que debía estar en clase, a medida que pasaron los años y preguntaba a gente de mi generación si alguien recordaba esa serie con tan escasos datos... nadie sabía nada. Pero como por suerte mi pareja es 9 años mayor... me sacó de aquella duda tan apremiante:
- " El inmortal. Pero... ¿leche? ¿qué dices?... No era bebiendo leche. Era por su sangre."

Una serie que no he vuelto a ver, pero de la que guardo un excelente recuerdo (al menos de los episodios que pude ver).

Os dejo aquí con el trailer, que cuenta de qué iba el asunto:

20 comentarios:

Marcos Callau dijo...

Pures muchas gracias, amigo, por la introducción. Ha sido un buen post para comentar los aspectois de las películas que nos quedan grabados y no podemos pasar por alto. nombras "Los 5.000 dedos del doctor T". Me pareció tan surrealista que no la he vuelto a ver pero recuerdo un gran tramo de escaleras y una mano en la cabeza de cada persona. ¡Qué rara era!

Marcos Callau dijo...

¿O la de la mano era otra?

David dijo...

No, no, no te equivocas. A los críos les ponían un gorro con una mano en la cabeza. Yo no lo recordaba, pero cuando volví a pillar la peli y buscando imágenes para el post lo he comprobado. Y sí que era rara, sí. Un clásico del Dr. Seuss.
Un saludo.

lokodatar dijo...

Casualmente hoy en el tajo hemos estado hablando del mismo tema, de pelis en el recuerdo, y me ha venido poderosamente a la cabeza una que protagonizó un Charlton Heston enorme en ese caso, crepuscular film dirigido por Tom Gries, nunca considerado en la medida que se debiera que es, El más valiente entre mil. Creo que la tengo en el trastero, como sea esta semana cae de nuevo el vaquero jubileta y el amor maduro a ver quetal lo trataron los años (más)

David dijo...

Yo esa ya la vi mayorcito (creo que la puso Garci en su programa). Es una película estupenda que me parece que ha envejecido bastante bien. A Aintzane le encantó. Un saludo.

Josep dijo...

Supongo que a todos, si nos ponemos a pensar, se nos ocurren imágenes que identificamos como la carátula o póster de una película: coincido con lo de Yakuza, ya ves..

Pero me dejas de pasta de boniato con esa serie que casi ni recordaba: fíjate, me he acordado no por el protagonista, sino por su perseguidor, ese rubio de mirada aviesa que, episodio tras episodio, se quedaba en ascuas...

Y se me ha ocurrido, además, una escena concurrente en varias series, casi todas de la misma época: el prota andando por la carretera, el camino o lo que sea, con sus bultos a cuestas, en ocasiones haciendo auto-stop. Esa imagen y esa costumbre, la de hacer auto-stop (anda que no lo hice yo mismo en ocasiones, en los setenta) me parece, ahora, plenamente identificativa de una época muy concreta.

Saludos.

María dijo...

¿Ahora entiendes por qué me tapaba los oídos y no los ojos cuando veíamos películas de miedo? ... ¡para recordarlas hoy!

Mr. Lombreeze dijo...

je, je, qué nostálgico estás últimamente David, nos hacemos mayores?.
Pues sí, creo que todos hemos tenido parecidas sensaciones bucenado en nuestros recuerdos, verdad?
De esta serie no me acuerdo, la verdad.
A mí hay películas o series que no quiero volver a ver para que ese recuerdo viva siempre en mí bajo la mirada del niño que fui (joder, me ha quedado la frase moñas, pero se me entiende, no?).

Yo me acuerdo muchísimo de La Frontera Azul: http://www.youtube.com/watch?v=hxRrHJfjhpk
Mi primer contacto con el cine oriental...

David dijo...

La frontera azul! ¡Cómo no voy a acordarme! Me encantaba. Y había unas pegatinas chulísimas por ahí de los personajes, con unos colores abrillantados. Pero nunca cogí ninguna. Creo que eran muy caras... y entre el tebeo y las pegatinas, no había duda.
Por lo demás... Yo empecé a ser nostálgico a los 11 años, así que...
Un saludo.

Bruja Truca dijo...

Me siento muy joven por aquí juas. Espero que no moleste el comentario. Es que mi recuerdo más infantil de una pelicula es Fuyur y Bastian asustando a los niños que se escondieron en el cubo de basura en el final de La Historia Interminable.

Un saludo.

David dijo...

No molesta bruja, tranquila.
De esa pelicula, lo que más recuerdo es que el día que fui a verla, el cine estaba abarrotado. Había gente que estaba viéndola en la fila del pasillo (vamos, que estoy convencido que el cine incumplió alguna normativa). Entramos tarde, claro. La cola era kilométrica.

ANRO dijo...

Dios mío David¡ Esas fotos fijas de nuetra memoria pueden llega a ser kilométricas, como la cola que citas.Te voy a decir una que se me grabó con una fuerza impactante. Se trata de la última escena de "Sabotaje" en la Estatua de la Libertad. Me refiero a la peli de Hitchcock. Desde aquel día, creo que tenía once o doce años me prometí ir a NY. y lo cumplí.
Un abrazote

David dijo...

Yo también me lo he prometido. A ver cuándo se cumple, Anro. Otro abrazo.

Lula Fortune dijo...

JAjajajajaja...a mí también se me quedó grabado de pequeña lo de los dedos de Yakuza. Me había impactado esa peli. La volví a ver hace poco y aunque me siguió gustando le encontré un ritmo y una estética algo pasaditas.
Besitos.

Nino Ortea dijo...

Muy buenas, David:
Pues coincido contigo en lo resumir un grato recuerdo a una imagen. La intensidad de un recuerdo no teien que ver con su extensión.
Recientemente he vuelto a ver Yakuza un par de veces, y creo que no te defraudará en absoluto. Sigue siendo de lo más cortante!
Ya que lo preguntas, ¡yo me quedo con Megan Fox!

Bueno, sigo con el safari.
Un abrazo

William De Baskerville dijo...

Se dice que somos mas retentivos o receptivos cuando somos niños, pero lo suyo es de campeonato! ;)

Si recuerdo vagamente algunas de las que comenta, otras ni las he visto aun.
Y "El inmortal" si la recuerdo tambien, es extraño que con tantas reposiciones de esta no se hablase tanto.


lo que no estoy seguro es de la epoca, si cuando la pusieron o repusieron in Spain, fue en el 73 o 75. aunque veo en el video que data del 70.

Saludos!.

Dr. Quatermass dijo...

Pues mira primero de todo me has hecho un favor porque hace tiempo que me acordaba de una película muy bizarra con teclados de piano kilométricos y me temo que es Los 5000 dedos del Dr. T, freakazo pelicula al canto que voy a poder revisar gracias a ti.

En segundo lugar, ¿quien no tiene esos recuerdos, de cine, TV o lo qe sea?. A mi me impactó en su día mucho en plano final de "La mosca" (original version, of course) con la telaraña con la mosca con cabeza humana, aquello me acojonó de verdad. Y lo mismo podría decir de "El increible hombre menguante" y la lucha con la araña. Pero para recuerdos bizarros que hasta hace poco no puse en su pelicula correspondiente los de Bette Davies sirviendo pajaros y ratas muertas en "Que fue de Baby Jane".

Para posts de abuelo cebolleta llamarme ;-)

edu dijo...

Si no recuerdo mal hubo una imagen que dio bastantes vueltas por su poco amueblada e infantil testa.
Una de un pozo.
Una de una película llamada "Furia Sielenciosa."
Una peli protagonizada por el inimitable Carlos Rey Norris.

Salud y saludos

David dijo...

Sí, Edu. Y de hecho lo he comentado en Tengo boca y no puedo gritar cuando alguien decía que Flashdance era una película que le había marcado. Y ya dije que a mí también. Y me acordé de que la sala estaba llena, al lado el cartel de Furia Silenciosa y Pedro y su: " Vamos a ésta. Es de karate y no estará mal" Ja,ja,ja... Qué noche, señor. Qué noche pasé.

Dr. Quatermass dijo...

Que sepas que antes de irme de vacaciones de semana santa me dio tiempo a hacerme con "Los 5000 Dedos....". Igual escribo sobre ella, pero la encontre infantil en exceso, eso si un musical-freak a poner al lado de El mago de Oz o "Willie Wonka y su fabrica de chocolate". De hecho me estoy planteando investigar un poco sobre este sub-genero musical.

Bueno un saludo.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...